Blogia
Marilyn...del Cuyaguateje

Alemania salvó el día

Alemania salvó el día

Había ganado el choque del debut en los cinco Mundiales anteriores, y en éste no fue la excepción: Alemania se estrenó versus Australia, y a punto estuvo de enterrar a los pobres Socceroos en el Durban Stadium.

"Joven y con hambre", como definió a la plantilla una voz autorizada, los hombres de la Maanschaft rubricaron un triunfo de cuatro goles por cero, y lo más llamativo resultó el escaso esfuerzo que tuvieron que desplegar para alcanzarla.

Parecía que jugaban un entrenamiento. Todo les resultaba fácil: tanto, que estamparon un 91,7 por ciento de efectividad en los pases, el cuarto mayor porcentaje en una Copa desde 1966.

La tricampeona del orbe salió al césped en busca de acallar a los escépticos, y de paso imponer una goleada que sembrara el pavor entre sus adversarios. La "maniobra" le salió perfecta, porque Lukas Podolski marcó en un jugadón temprano, y al rato apareció la siempre tenebrosa testa de Miroslav Klose para ampliar la distancia y otorgarle al teutón su oncena diana en esta clase de certámenes.

Así se fueron al descanso, ya con el mundo entero convencido de que Alemania era un hueso demasiado incómodo para los dientes australianos. Y como todos los males suelen venir juntos, el inicio del complementario presenció la expulsión (roja directa) de Tim Cahill, quien pretendió quedarse con las piernas de Bastian Schweinsteiger en sus botas.

La humillación ya estaba asegurada; solo faltaba por conocer a sus firmantes. Thomas Müller hizo el tercer gol alemán, el germano-brasileño Cacau puso el cuarto, y la paliza terminó por avergonzar a los mismísimos canguros.

Alemania acababa de dar la mejor demostración del evento naciente. Eso, para aquellos que no la consideraban con posibilidades reales de llegar al trofeo.

-Tomado de CubAhora-

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres